domingo, 14 de febrero de 2010

A ORILLAS DEL RÍO

O las estaciones es un libro de poemas o, mejor, de un poema que se adentra en el sentimiento amoroso, como quienes, de modo furtivo y temeroso, penetran en el bosque y desean vivir a salvo de las miradas extrañas y del paso de las estaciones. Pero, los amantes, como los seres que habitan el bosque, son criaturas frágiles que no escapan a la violencia del mundo.
Jorge Sarraute, con esa generosidad que nace del alma, halló la música para uno de los poemas del libro. La cadencia es la de una zamba argentina. Me la mandó hace unos días y como ya la estrenó entre amigos, la comparto con vosotros.
Imagen: Eco y Narciso, de John William Waterhouse.

14 comentarios:

Anónimo dijo...

Escuché la zamba, me encantó, además el poema es especial. se la pasaré a mis amigos para que la disfruten.
María Esther

Anónimo dijo...

Me ha gustado mucho, es una conjuncion perfecta entre la letra i la música. poesia pura. Molt maco! no et deixa indiferent!
Una abraçada
Lluïsa

Selva Otero-Pizarro dijo...

Una corriente que penetra el alma, el corazón y la nostalgia. Bellísimo como casi todo lo tuyo, Antonio.

Anónimo dijo...

Antonio: hermosa la versión, una veta más para desarrollar!!!!!!!un abrazo enorme. ALICIA

Anónimo dijo...

Buenísimo Antonio!!!! Me encantó el poema y la música...y las imágenes. Muy buen trabajo, vayan mis felicitaciones...Me mató eso de ..." el río no es silencio que fluye...es desespero de ramas"
Myrna Medeot

Antonio Tello dijo...

María Esther, Lluïsa, Selva, Myrna... gracias por vuestros comentarios tan gozosos. Besos

Anónimo dijo...

Amigo: hondo y extraordinario tu "desespero de ramas"
Gracias por este disfrute que nos regalas, y felicidades por esta música en tu palabra.

Un abrazo fuerte y el recuerdo siempre cercano,
Cristina Falcón Maldonado

Selva Otero-Pizarro dijo...

Pero ¿qué pasa? No hay ningún hombre a quien le guste esta maravilla. Aunque, estarás contento, Antonio con "todas tus mujeres"..., dicho con todos los "respetos"...pero me ha hecho gracia.

Antonio Tello dijo...

- Cristina, gracias por tu comentario. Es posible que pronto nos veamos en Cuenca, en donde estamos preparando la presentación de El mal de Q. Abrazos entrañables.
- Selva, a mí también me ha llamado la atención. Aunque he de decirte que algunos amigos han preferido llamarme por teléfono. Besos

Selva Otero-Pizarro dijo...

¡Qué tímidos! ¿Por qué no salen en el blog? ¿No era que éramos las mujeres las que éramos invisibles? Y eso que estamos en la era de la igualdad, según pregonan....Saludos a todos y gracias por el disfrute.

raga dijo...

nado, soy piedra en ese río...

es hermoso

dos besos

Antonio Tello dijo...

Ruth, podría responderte con las preguntas finales de un poema de Sílabas de arena: ¿Qué provoca la caricia? / ¿La insistencia del agua? / ¿La espera de la piedra? / ¿O acaso el deseo de ser del río?
Gracias por tu visita, besos.

Anónimo dijo...

Enhorabuena por la musicalización de Jorge Sarraute. Todo un hallazgo.

Besos,

Carmen Borja

Anónimo dijo...

Antonio, me ha gustado muchísimo tu poema musicalizado.
Un fuerte abrazo,
Pilar Gómez Bedate